Prueba de velocidad lectora 1

Esta prueba es anónima y no guarda resultados.
Para acceder a las pruebas asignadas por tu profesor,
debes iniciar sesión e ir a Mi espacio.

Fragmento de: La rana, Ariane Chottin

Inmóvil entre la vegetación, la rana adulta parece una bella piedra preciosa, verde y brillante. Pero al menor ruido, desaparecerá. Su constitución se parece a la de un atleta: sus patas traseras son muy largas y musculosas, y poseen unos dedos muy desarrollados. Sabe nadar, saltar y trepar por las hojas de los juncos: las acrobacias no le dan miedo.

La rana pasa la mayor parte del tiempo trepando por las hojas de los matorrales, las cañas y los arbustos que crecen cerca del agua. Es capaz de desplazarse por las alturas sin caerse: bajo los dedos de las cuatro patas posee unos discos adhesivos, a modo de ventosas, que se pegan. Esto le permite subirse fácilmente por el follaje y sujetarse a los tallos de las plantas.


© 2009-2020 Editorial Casals S.A.
Aviso Legal | Mapa web | Créditos